Saltar al contenido

Bandera de Portugal

marzo 15, 2019
bandera de portugal

La bandera de Portugal forma parte del arsenal simbólico nacional, emblema de patriotismo y compromiso.

No por ser uno de los países más antiguos del mundo, queda excluido de la legendaria tradición que cuenta y transmite a través de los símbolos patrios todo mensaje de amor, dignidad patriótica e identidad hacia una nación y su historia.

Portugal es, por tanto, otro de los escenarios naturales que cuenta con su propia historia, tradición y simbología nacional.

Historia de la Bandera de Portugal

La bandera de Portugal, en conjunto con la ciudad y con el uso de los otros símbolos de identidad patriótica, se consideran parte de las insignias más antiguas de Europa.

Desde los años posteriores a 1905, las banderas comenzaban a ser empleadas y en su gran mayoría devenían de los escudos de armas que entonces eran empleados por los señores feudales.

primer blason portugues

El primer diseño de blasón portugués se remonta al período entre 1139 y 1143 y como parte de su escudo fue empleada por el primer rey de Portugal.

Consistente en un diseño de una cruz de color azul dibujada sobre un fondo blanco, este esquema se convirtió también en el emblema del entonces conde de Portugal, Enrique de Borgoña.

Luego de la independencia de Portugal, el rey Alfonso I decidió incluir en su escudo una representación de monedas.

Según algunas teorías inicialmente fueron incluidas 30 monedas en representación a las 30 monedas de plata por las que Jesús fue traicionado por Judas.

bandera de portugal 1185

Posteriormente, en el periodo desde 1185 a 1245, aún se mantenía vigente la tradición de trasladar las imágenes de los escudos de armas a las banderas nacionales.

Entonces, la bandera quedó constituida por los cinco pequeños escudos ubicados en forma de cruz, cuyos significados e interpretaciones fueron descritos previamente.

Más tarde, Sancho I, sucesor de Alfonso, modificó el diseño intercambiando la cruz azul por cinco quinas de igual color.

Su segundo sucesor, Alfonso II, cuando ocupó el trono luego de Sancho I, recibió la orden del Papa Inocencio IV, de modificar el escudo de armas, en respeto de la tradición heráldica que proclamaba que al no ser el hijo primogénito no podría usar “armas limpias”.

Entonces le fue incluido al escudo de armas el borde rojo y los castillos que en el figuran.

No obstante, existe otra teoría que explica la introducción de la bordura roja y de los 7 castillos incluidos en ella.

En esta teoría se afirma que los castillos simbolizan las fortalezas que logró tomar Alfonso III a los moros.

Posteriormente, logra ocupar el trono el Maestre Juan I de la orden de Avis. Sin embargo, nuevamente en la historia se hacía necesario la modificación de la insignia por otra ruptura en el linaje familiar, ya que Juan I, no era hijo legítimo de Pedro I.

Fue entonces que le fue incluido a los símbolos nacionales la flor de lis verde, en honor a la orden a la cual pertenecía.

En el año 1474, tras el fallecimiento del rey de Castilla Enrique IV, y ante la necesidad de legitimar el poder que le había concedido su padre, la hija del rey contrae matrimonio con su tío Alfonso V.

Ante esta unión de coronas, Alfonso procede también a modificar los diseños, presentando un escudo separado en cuatro cuarteles.

En el primer y cuarto cuartel se presentaban las armas de Portugal, en el segundo y tercero, se mostraban las de Castilla.

No obstante, tras un giro irónico en la historia, en el año 1479, con la firma del tratado Alcácovas y la renuncia de Alfonso V y su esposa, se recuperó y puso en práctica nuevamente el diseño de la bandera anterior.

En el año 1485, se retira la flor de lis del escudo bajo la afirmación de que no manifestaba la verdadera identidad de la nación.

De igual forma la modificación incluyó la distribución vertical de las quinas, la reducción de los castillos bordados en oro a 7, y a 5 los besantes, ubicados éstos en forma de aspas.

Pasados 10 años, bajo la necesidad de diferenciarse de su antecesor, Manuel I incluyó el escudo de armas en un nuevo diseño de la bandera, que en esta ocasión poseía forma cuadrada y color blanco.

El escudo volvió a la cantidad anterior de castillos y sobre él fue incluida una corona real abierta en representación de su imponente autoridad.

Luego de ser sustituido por su sucesor Juan III, el escudo sufrió ligeras modificaciones: el número de castillos fue nuevamente reducido a 7 y la parte inferior del escudo fue cerrada en forma semicircular.

Posterior al año 1578, Sebastián I da la orden de modificar la corona real abierta que se encontraba sobre el escudo por una corona real cerrada.

Con estos cambios se incluye nuevamente el escudo en forma ojival y por primera vez la bandera adquiere forma rectangular.

Este decreto también reafirmó que el número de castillos ubicados en la bordura roja debía mantenerse en 7.

Durante la época de Gobierno de la Casa de Austria, en el periodo desde 1580 a 1640, se mantuvo la bandera nacional y el diseño del escudo de armas, de hecho, este diseño logro ser incluido en las armas de la casa de Austria, en España.

Con la preservación a esta bandera surgía y se hacía notoria la transmisión de respeto  a las tradiciones y costumbres portuguesas por parte de los monarcas hispánicos.

Posteriormente, con la entrada del Rey Felipe II se sugirió la inclusión de los ramos de olivo como parte del recuerdo de su viaje a Elvas.

Tras el cierre de la dinastía Filipina, la bandera sufrió una mínima transformación, consistente en devolver al escudo la forma esférica.

Por otra parte, el 25 de marzo de 1646, fue declarada como patrona del reino  Nuestra Señora de la Concepción por el rey Juan IV, quien adoptó como su bandera personal el diseño de fondo azul.

En el año 1667, tras el golpe de estado que coloca en el reinado a Pedro II en lugar de su hermano Alfonso VI, la bandera fue modificada una vez más por no ser éste el primogénito de su antecesor.

Esta modificación consistió en sustituir las tres diademas que tenía la corona real por un conjunto de cinco diademas, como símbolo de su majestuosidad e imponente autoridad.

Para el año 1706, con el reinado de Juan V, la bandera sufrió algunos cambios desde el punto de vista decorativo.

En este sentido, el borde inferior comenzó a ser contracurvado y se incluyó en la corona real un bonete de color púrpura.

El 16 de diciembre de 1815, el príncipe regente don Juan, decretó la inclusión de Brasil como reino dentro del Estado Portugués.

En representación de Brasil, fue ubicada detrás del escudo de armas la esfera armilar de oro.

No obstante, luego de declarar y reconocer la independencia de Brasil y posterior al fallecimiento de Juan VI, el diseño volvió a ser el de 1707.

Más tarde, el 18 de octubre de 1830, el consejo de regencia de la reina María II de Portugal, decretó una nueva modificación del estandarte nacional.

Esta modificación incluía en el diseño dos bandas verticales de colores azul junto al mástil y blanco al otro lado.

En la unión de las bandas debía ser colocado el escudo de armas.

Finalmente, el 5 de octubre de 1910 fue eliminado este diseño y el Estado convocó a un concurso para recoger propuestas sobre la bandera que debía representar al nuevo gobierno.

Columbano Bordalo Pinheiro, João Chagas y Abel Botelho resultaron ser los ganadores y autores del diseño actual del blasón portugués.

Bandera de Portugal Actual

bandera de portugal actual
bandera de portugal actual

El 30 de junio de 1911, fue oficialmente anunciada la bandera nacional de Portugal.

Consecuentemente se hizo una gran producción y las banderas fueron mostradas por todo el país el 1 de diciembre.

Desde entonces se celebra esta fecha como el día de la bandera nacional portuguesa.

Posterior a esto se sucedieron dos cambios de gobiernos, sin embargo, ambos mantuvieron el diseño de la bandera nacional.

La actual bandera de Portugal está constituida de forma rectangular, con las proporciones 2 cm de ancho por 3 cm de largo.

En su interior figuran dos bandas verticales, la primera es de color verde oscuro y está ubicada a la izquierda (mirando de frente la bandera). Esta banda ocupa las 2/5 partes del rectángulo.

La banda ubicada en el lado derecho (de frente a la bandera) es de color rojo escarlata y ocupa las 3/5 partes restantes del rectángulo.

Significado de los colores de la Bandera de Portugal

Como parte de los significados atribuidos a esta insignia patriótica se destaca el uso y empleo de los colores.

El color verde, constituye un símbolo de la esperanza y la ilusión del pueblo portugués. El rojo, se concibe como representación de la sangre derramada por todos aquellos que lucharon y entregaron su vida por la libertad y soberanía de la nación.

Sin embargo existen algunas teorías con interpretaciones y significados alternativos. Una de ellas propone que el color rojo simboliza el alba y las puestas de Sol que se apreciaban desde los barcos portugueses en la época de los descubrimientos.

Desde esta misma perspectiva, el verde hace alusión a los océanos a través de los cuales se llevaban a cabo las expediciones portuguesas.

Otra teoría, en cambio, propone que el rojo simboliza la sangre derramada en las batallas contra los moros y el verde hace alusión a los campos en los cuales dichas batallas se llevaron a cabo.

¿Qué significa el escudo de la bandera de Portugal?

escudo bandera portugal
escudo de la bandera de portugal

En la unión de las dos bandas de colores se ubica una versión ligeramente modificada del escudo de armas de la Nación.

Dicho escudo se encuentra sitiado en un arco de color amarillo dorado que ha sido identificado como la “Esfera Armilar”.

La misma, posee un diámetro dos veces menor que el ancho del blasón y se ubica en una posición central, equidistando respecto a los bordes superior e inferior.

Está ubicada además de manera concéntrica a la unión de las dos bandas de colores.

Esta esfera ha sido relacionada con los instrumentos astronómicos que fueron empleados durante la época de los descubrimientos y que fueron llevados a cabo por los navegantes burgueses.

No obstante, otras interpretaciones alegan que su significado esta además vinculado al Imperio Colonial Portugués y su imponente autoridad e influencia en la época de la revolución.

En la esfera armilar se aprecian cinco arcos que simbolizan el ecuador terrestre, con una representación de un meridiano y dos paralelos.

Sobre ella se ubica una versión del escudo de armas. En su centro se distingue una parte blanca en la que se encuentran ubicados otros 5 escudos de tamaño pequeño y color azul.

Estos escudos se ubican orientados en forma de cruz y simbolizan las heridas de Jesucristo al morir en la Cruz.

Otras hipótesis alegan que su presencia está vinculada a la gratitud del primer rey de Portugal, Alfonso I, el cual rogaba a Dios por el pueblo portugués y se le apareció Cristo crucificado.

Posteriormente el Rey salió victorioso de la gran Batalla  y en señal de agradecimiento decidió incluir los estigmas de Jesús en el escudo de armas de la nación.

No obstante, existe otra leyenda que interpreta la presencia de estos cinco escudetes como representación de los cinco reyes moros que fueron derrotados en la mencionada batalla.

Los 7 castillos, por su parte, simbolizan las victorias que obtuvo la nación frente a sus enemigos árabes.  

Protocolo de la bandera de Portugal

bandera portuguesa
bandera portuguesa

La bandera portuguesa, como símbolo patrio, también posee reglamentaciones y estatutos que se establecen para su uso y empleo adecuados.

Estas exigencias se aplican a todo acto o ceremonia solemne y provienen mayoritariamente de la autoridad del estado.

Por tanto, constituyen a su vez, regulaciones que se aplican y sustentan también el uso y empleo de las banderas y en este caso en particular, a la bandera de Portugal.

El artículo 11 de la Constitución de Portugal establece específicamente con relación al uso de este estandarte que:

  • La bandera amparada y aceptada en la revolución de 1910 constituye, junto al himno, un símbolo de esta nación.
  • El blasón nacional será ubicado en todos los edificios oficiales, en los museos, institutos y empresas públicas.
  • El horario permitido para izar la bandera comprenderá desde las 9: 00 am hasta el atardecer.
  • Excepcionalmente podrá ser usada en la noche, siempre que estén garantizadas adecuadas condiciones de iluminación en las que la bandera pueda ser completamente apreciada.
  • Cuando sea declarado en el país duelo nacional, la bandera deberá izarse hasta la punta del mástil y posteriormente deberá descender hasta llegar a media asta.
  • Cuando la bandera portuguesa sea izada junto a otras banderas, será posicionada en la posición central si el número total de banderas es impar.
  • En caso de que se encuentre entre un grupo de número par, el estandarte portugués será ubicado en el lado izquierdo del centro, ubicándonos de frente a ella.
  • La bandera de Portugal no podrá ser izada junto a otras que ocupen una posición más alta o posean un mayor tamaño.
  • La bandera deberá estar presente en todos los actos solemnes y/o ceremonias oficiales.
  • En las sedes de las instituciones del Estado la bandera podrá ser izada todos los días.
  • Cada ciudadano y cada institución privada puede hacer uso de la bandera nacional, siempre que sean cumplidas y respetadas los procedimientos legales y exigencias para su uso.
  • Cuando sean celebradas cumbres interestatales y para las organizaciones internacionales, se aplicará otro protocolo, que es específico para esos casos determinados.
  • La bandera debe encontrarse en óptimas condiciones físicas y de conservación y el mástil deberá ser recto y erguido.
  • Si existe más de un mástil, la bandera será izada en el que ocupe la posición central, aun y cuando el resto no contengan ninguna bandera.
  • Si por el contrario, existen varios mástiles y poseen diferentes alturas, la bandera será izada en el mástil que ocupe la posición más alta.
  • En el caso de las celebraciones públicas, o ante la ausencia de un mástil, la bandera podrá ser colgada siempre que se elija un lugar digno y no se use como adorno o decoración de algo que limite o disminuya su valor.

Curiosidades de la Bandera de Portugal

Muchos afirman que La República Portuguesa eligió los colores verde y rojo para representar su bandera en honor a la esperanza y la sangre derramada en los campos de batalla.

Sin embargo, otras teorías coinciden en declarar que el gobierno tuvo otras razones ocultas para la elección de estos colores que nunca salieron a la luz.

La Esfera Armilar constituye un símbolo que representa en la Historia de Portugal a “La Era de los Descubrimientos”.

La Bandera Portuguesa ha sido definida e identificada por varios nombres. Entre ellos figuran: “Bandeira das Quinas”, que quiere decir “La bandera de los cinco escudos” y Bandeira Verde- Rubra, que significa “Bandera verde- roja”.

Los tres ganadores del concurso propuesto para el diseño de la bandera y oficialmente sus creadores resultaron ser tres artistas, un pintor, un escritor y un periodista. Además, en Portugal Continental, cada distrito posee su propia bandera.

Average rating / 5. Vote count: